LA INTELIGENCIA DE FUENTES HUMANAS-HUMINT- EN EL CONTEXTO DE LA INVESTIGACIÓN CRIMINAL

Autor: Edgar Mauricio Benavides Bernal



La investigación criminal efectiva demanda de investigadores y analistas con pericias específicas, sin duda, una de ellas es la administración adecuada de fuentes humanas, como parte fundamental, para la obtención de información y medios probatorios para ser aportadas al torrente probatorio de un proceso penal.


Partiendo del contexto anterior, en este artículo se hará una aproximación conceptual a la inteligencia humana o inteligencia de fuentes humanas (HUMINT) aplicada a la investigación criminal, la clasificación de las fuentes humanas, los factores a tener en cuenta para filtrar y establecer fuentes humanas, entre ellos las motivaciones, ideologías, aspectos psicológicos, por ejemplo, su personalidad, su estado de salud mental y su moralidad y las tipologías de fuentes humanas; insumos que ayudará a efectuar valoración de su confiabilidad, tanto de las que han tenido unas condiciones ambientales y temporales propicias, que han vivido situaciones no violentas o que no provoquen estrés, de aquellas que, aun habiendo vivido situaciones de estrés sepan cómo controlarlo, pero también las que presentan alguna inexactitud de la memoria debido al estado de trauma y al estrés sufrido.


Varias veces se hablado de los peligros de los secretos en el contexto de inteligencia o investigación criminal, ahora es el momento de aprender su valor, en el trabajo con fuentes humanas formales y no formales puede muy rápidamente convertirse en efectivo; hablando de la inteligencia humana aplicada a la investigación criminal.


¿Qué es la inteligencia humana o inteligencia de fuentes humanas (HUMINT?


Es la inteligencia recopilada por medio del contacto interpersonal, donde el investigador tiene un objetivo específico de información; la inteligencia humana no se puede confundir con disciplinas de recopilación de inteligencia más técnicas, tales como: inteligencia de señales (SIGINT), inteligencia de imágenes (IMINT), Fuentes abiertas (OSINT), mensajes e inteligencia de signatura (MASINT), en las cuales la información se obtiene de primera mano de fuentes diferentes a las personas.

¿A quiénes les aplican estos métodos y que clase de inteligencia obtiene de ellos?


Se aplica a las fuentes humanas, especialmente a las no formales (informantes); el investigador criminal debe estar bien entrenado para abordar informantes; es de vital importancia obtener información sobre tópicos que permitan orientar y tomar una decisión, las fuentes humanas son fundamentales para producir información, por cuanto esta debe obtenerse de la fuente que la produce y de quien a través de sus sentidos tienen conocimiento directo de ella.


Las fuentes humanas no formales rara vez ofrecen información sin querer algo a cambio, es una transacción que se puede perder al igual que ganar; entre más cerca esté el investigador a una fuente, mejor será, pero estar más cerca de su vida genera más riesgo, se debe tener cuidado; solo porque un informante se acerca al investigador criminal no significa que no sea peligrosa.


La inteligencia humana le puede dar al investigador la información que quieran, pero cuando ya la tiene el investigador, surge la pregunta, ¿en quien confiar con esa información además del mismo investigador? Por eso es que esta actividad no es tan sencilla de ejecutar, como muchos se imaginan, a continuación se va a profundizar sobre algunos aspectos relevantes a tener en cuenta cuando el investigador o analista haga uso de la inteligencia humana, especialmente con fuentes humanas no formales.


Ya sabiendo de qué se trata la inteligencia de fuentes humanas en la investigación criminal es hora de adentrarse en el tema, aproximándose al concepto de las fuentes humanas, manejo y clasificación.


¿Qué se una fuente humana?


Cuando se habla de fuente humana se refiere a una persona natural con capacidad y consentimiento para proporcionar en cualquier momento información sobre hechos y circunstancias de interés para un organismo de investigación criminal o de inteligencia.


Existen otros términos como el que usa Robert Ivám Quiñones Garavito en su escrito del año 2012 “Las Fuentes Humanas de la Información” donde se habla de ellas, como un medio que utiliza la inteligencia y las investigaciones judiciales para alcanzar su fin último; en esa línea es claro que, las fuentes humanas de información se utilizan en la investigación criminal para el esclarecimiento actos criminales (conductas punibles).


Cuando se habla de fuentes humanas de información, también se hace alusión a personas que acuden o son solicitadas por las autoridades de investigación judicial para informar sobre las circunstancias que rodearon un acto criminal o de un potencial acaecimiento.


Existe una clara diferencia en cuanto a los requisitos jurídicos y la finalidad de la obtención información mediante fuentes humanas por organismos que prestan servicio de inteligencia y organismos de policía judicial; sin embargo hay similitudes en la aplicación de las técnicas y manejo de las fuentes humanas, especialmente en las consideradas para la investigación criminal como fuentes humanas no formales (informantes).


¿Cómo se valoran las fuentes humanas?


Para valorar una fuente human se deben tener presentes, entre otros:


1. Factores importantes como la memoria, esta no es perfecta y puede presentar errores e inexactitudes.

2. Una serie de aspectos psicológicos de la fuente humana; por ejemplo, su personalidad, su estado de salud mental y su moralidad. Cada uno de estos aspectos va a determinar la vivencia experimentada y va a modular la declaración, la opinión sobre los hechos y, en general, la vivencia que haya experimentado, como es el caso de las fuentes que siendo testigos de un hecho también se consideran victimas del mismo.


En ese contexto, van a ser más fiables las fuentes humanas que han tenido unas condiciones ambientales y temporales propicias, que han vivido situaciones no violentas o que no provoquen estrés o aquellas personas que, aun habiendo vivido situaciones de estrés sepan cómo controlarlo. En el caso contrario, debido al estado de trauma y al estrés sufrido por la fuente como víctima o testigo.


La inexactitud de la memoria debe ser un importante factor a tener en cuenta puesto que la memoria es capaz de modificar los recuerdos, llegando incluso a crear recuerdos que, en realidad, no han ocurrido. Por ello, habrá que modular (memorias falsas) la credibilidad que se está otorgando a la fuente humana en cuestión.


3. La fuerza de la presión social. El ser humano es una persona sugestionable, que cede a la presión del grupo (destaca el experimento de Solomon Asch, que demuestra la adaptabilidad de nuestra conducta o pensamiento a las normas de algún grupo).


Lo anterior, obligatoriamente lleva a la conclusión que, en todo caso le corresponde al investigador verificar la información una vez recibida.


¿Cómo se clasifican las fuentes humanas?


Según la recopilación de experiencias complementadas con la doctrina de investigación criminal, las fuentes humanas se pueden clasificar a partir de su conciencia de colaborar y según sus criterios.


Según su conciencia de colaborar se pueden clasificar en conscientes o voluntarias y en inconscientes o involuntarias


· Consciente o voluntaria


Es aquella persona que sabe el rol que está cumpliendo, asumiéndolo como fuente humana, con pleno conocimiento de causa en las actividades que está desarrollando, quien aporta al investigador criminal información con la cual espera una retribución o algún beneficio.


Como ejemplo tenemos a aquellos testigos o informantes quienes conocen de un hecho y están dispuestos de manera voluntaria a dar su testimonio, de otra parte, pueden ser aquellos que en busca de un beneficio ya sea propio o para un tercero, aporten información orientativa o relevante que conlleve al esclarecimiento de los hechos.


Esta clase de fuente humana debe ser tratada con cautela, ya que la delincuencia puede instrumentalizarla como medio para suministrar información falsa y errónea. Se le debe hacer estudio de seguridad personal si va a continuar suministrando información.


· Inconsciente o involuntaria


Es aquella persona que suministra información de forma inadvertida, no tiene nexos con la agencia investigativa y no aporta con frecuencia información; toda vez que, inconscientemente colabora con los investigadores en el suministro de datos o antecedentes que pueden ser fundamentales en el esclarecimiento de los hechos y sus circunstancias.


Algunos ejemplos sobre las fuentes humanas inconscientes están: los indiciados que sin darse cuenta aportan información trascendental para la investigación, sin percatarse de la sagacidad del investigador quien de una forma sutil y ágil realiza preguntas concernientes al caso, las cuales son contestadas por esa fuente involuntaria en forma asertiva.


En otras ocasiones la fuente humana puede ser entrevistada por el investigador quien utiliza una fachada o bajo un pretexto y sin enterársele el motivo real de la diligencia suministra datos de valor para la investigación.


La otra categoría de clasificación es según sus criterios, aquí se pueden agrupar de acuerdo con: su nivel de acceso; la pertenencia; la continuidad y su motivación


· Según el nivel de acceso


Según el nivel de acceso de la fuente humana a la información de interés para institución de investigación judicial o inteligencia, se clasifican en:


Directa, la fuente humana tiene la posibilidad de obtener de manera personal elementos de información privilegiada y de primera mano, es quien llega al lugar de los hechos, tiene contacto directo con las personas portadoras de información de interés y que posteriormente será entregada a los entes investigativos, en este caso a su agente de control o al investigador que líder.


Indirecta, la fuente conoce la información por terceras personas o en línea indirecta, esta fuente en momentos se puede convertir en ocasional, toda vez que aprovecha el conocimiento de dicha información para posteriormente brindar al investigador.


· Según la pertenencia


Exclusiva, el criterio está centrado en el suministro de información únicamente a una agencia de inteligencia o de investigación judicial.

Doble o Dual, Son fuentes empleadas al mismo tiempo por dos agencias opuestas, de las cuales solamente una tiene conocimiento de la actividad; este tipo de fuentes es leal a una de dichas agencias. En ocasiones aporta información a varios organismos o agencias de inteligencia o investigación judicial, situación que debe ser de conocimiento y control por parte del administrador de la fuente humana; esta fuente al contrario de la anterior aumenta el riesgo de ser descubierto por parte de los actores criminales, como también disminuyen la credibilidad de su información, ya que para el investigador está claro que realmente es más importante para la fuente humana una retribución de dinero o situación que lo beneficie.


Las fuentes dobles pueden ser básicamente de dos orígenes:


- Los que, en realidad, siempre fueron fieles a la organización objetivo y que logran infiltrarse a la de su adversario o enemigo.


- Aquellos que fueron inicialmente fieles a su propia entidad y que luego se convirtieron ideológicamente o sufrieron un proceso de conversión, a veces de manera forzada (por ejemplo, a partir de la amenaza de ejecución por traición).


A veces el término doble es erróneamente utilizado para referirse a cualquier fuente humana que simplemente intenta brindar información al mejor postor.


Las fuentes duales son usualmente utilizadas para transmitir desinformación a los investigadores, como parte de operaciones de los grupos criminales o delincuencia organizada.


· Según la continuidad


En esta categoría también se evalúa los nexos de la fuente humana con la agencia investigativa y la frecuencia con la que aporta información.


Administrada, inscrita o habitual, es aquella fuente humana seleccionada por la agencia de investigación para obtener de ella o con ella información en el marco de una investigación; esta puede ser activa o pasiva, así:

Activa: Para este caso la fuente humana debe ser conocida plenamente por los investigadores, toda vez que, para la recolección de información, las personas de manera constante están expuestas a las acciones violentas por parte de grupos criminales; para mantener de manera ininterrumpida su aporte de información relacionada con temas de interés para el caso investigado, debe implementarse las medidas de seguridad que protejan los derechos humanos de la fuente.


Pasiva: El investigador administrador de la fuente humana debe medir el riesgo que ella corre al suministrar información, ya que puede poner en peligro su integridad personal, por lo tanto para estos casos, se le recomienda a la fuente se convierta en pasiva, para que de forma intermitente se comunique con el investigador y de acuerdo a las circunstancias de modo, tiempo y lugar aporte información.


Ocasional, se dice de aquella fuente humana que de manera esporádica o simplemente por una vez aporta información orientativa o relevante de determinado caso o investigación judicial. Esta se pude dar en el lugar de los hechos o en otros lugares que tenga relación con los mismos, siendo determinante el análisis y valoración de la información que realice el funcionario de policía judicial.


· Según su motivación


Algunos autores también conciben la motivación como variable para clasificar las fuentes humanas, entre ellas tenemos, las que a continuación se enuncian:

ü Interés económico o deseo de dinero

ü Negociación o beneficio jurídico

ü Ego o emoción

ü Ideología.


Tipos de fuentes humanas


Informante


No está reclutado formalmente, puede ser ocasional o habitual, no pide nada en retribución a excepción de algunos informantes habituales, quienes solicitan beneficios económicos o de carácter jurídico. La información que suministra es por razones circunstanciales de carácter personal (venganza, rivalidad, celos, entre otras) o por razones de trabajo u ocupación (ambulante, cuidador de carros, trabajadores sexuales, entre otros), por razones de civismo (cualquier persona). La información que proporciona es de calidad variable.


Testigos


Para dar una descripción correcta del término testigo, decimos que en Derecho, el testigo es una figura procesal. Es la persona que declara ante un tribunal sobre hechos que conoce y que son considerados relevantes por alguno de los litigantes para la resolución del asunto objeto de controversia. Dicha declaración recibe el nombre de testimonio y es considerado un medio de prueba.


Para este caso en particular, la fuente humana que se considera testigo, a la vez puede ser víctima de un delito; por esta razón y por el aporte probatorio que está realizando al proceso penal, los investigadores deben brindarle toda la atención en cuanto a protección se refiere.

Víctimas


En Derecho la víctima es la persona física que sufre un daño provocado por un sujeto. El daño puede ser físico, moral, material o psicológico. Se puede ser víctima de delitos que no hayan producido un daño corporal físico como un robo o una estafa, siendo entonces el daño meramente patrimonial. Por lo general, el delito apareja daño moral al daño material sufrido.


Conforme al artículo 132 del Código de Procedimiento Penal se entiende por víctimas las personas naturales o jurídicas y demás sujetos de derechos que individual o colectivamente hayan sufrido algún daño como consecuencia del injusto.


El tribunal también puede ordenar la aplicación de medidas en materia de pruebas con miras a proteger la identidad de la víctima o el testigo o impedir su intimidación por parte del acusado. Entre este tipo de medidas cabe señalar el uso de pantallas protectoras, la testificación por videoconferencia, el testimonio anónimo o permitir la presencia de un acompañante durante las vistas judiciales.


Sospechoso


Es la fuente humana sobre la cual existen conjeturas fundadas en ciertas señales o evidencias, que motivan la desconfianza por parte del investigador de su posible participación en una conducta delictiva, pero sin mediar aun imputación alguna.


Esta persona se puede convertir para el investigador en fuentes de poca confianza, ya que busca con la información aportada un beneficio propio, por lo que la versión de los hechos puede ser errada, dificultando o desviando la investigación.


Victimario


Con respecto al término "victimario" pueden relacionarse diferentes concepciones. En textos como Vigilar y castigar, de Michel Foucault, el victimario se adecuaba al verdugo, ese sirviente de los antiguos gobernantes y sacerdotes que infligía castigo a quienes habían incurrido en una ofensa al Rey. Dicho lo anterior, el victimario debe infligir, realizar o causar un daño, mas no necesariamente por mano propia, pues la agresión puede recurrir a múltiples medios para materializarse.


En este caso lo catalogamos como el actor de la acción considerada como delito, es quien produce a la víctima la agresión no necesariamente por su propia mano, es por esto que tendremos que entrar analizar qué tan confiable pude ser la fuente humana, si está interesada en un beneficio judicial o busca encubrir a otra persona dando una información errada la cual ponga en riesgo la investigación.


Incidental


Es aquel individuo que proporciona información en un determinado momento, pero que no tiene ninguna intención o no se encuentra en condiciones de repetir este servicio o de proporcionar información en forma permanente. Dentro de este grupo se encuentra la siguiente subdivisión:


Entrevistado o requerido: Como su nombre lo indica, es una persona solicitada durante la conducción de una investigación. Su nombre aparece como referencia o desarrollado a través de una investigación.

También se encuentra en esta tipología el consciente o voluntario y el inconsciente o involuntario tema que ya fue profundizado en la caracterización de fuentes humanas.


Por obligación


Es la persona que en virtud de su cargo o su posición social se encuentra obligada o por lo menos, se espera que proporcione información. Dentro de este grupo se encuentran generalmente los servidores públicos.


En este caso el manejo de fuentes humanas por parte del investigador, está dado por el deber que les asiste a todos los habitantes de Colombia de colaborar con la administración de justicia, artículo 95 constitucional, del deber denunciar que emana del artículo 67 de la Ley 906 de 2004 y la obligación de rendir testimonio del artículo 383 ibíd, tanto para los particulares como para los servidores públicos, con más fuerza vinculante para los últimos.


No obstante lo anterior, existen unas excepciones de raigambre constitucional que aplican tanto para el deber de denunciar, como para la obligación de rendir testimonio, además también se deben tener en cuenta las reglas especiales, por ejemplo al entrevistar menores de 12 años.


Incorporado


Es la persona que ha sido seleccionada, adiestrada y cultivada para desempeñar una misión de inteligencia o de investigación judicial. Este grupo se subdivide en:


De penetración: Es la persona que perteneciendo a un organismo diferente o a una organización contraria, mientras se desempeña en su trabajo normal, obtiene y trasmite información.


Infiltrado: Es una persona propia de la agencia, quien se ubica para laborar en una organización específica, con el objeto de buscar y asegurar información sobre determinado blanco de interés para la investigación que se esté desarrollando.


Traficante de información


Es la fuente que trabaja o suministra información en forma independiente para dos o más agencias, ya sean amigas o enemigas. Generalmente cambia la información por dinero o elementos que requiere y su único objetivo es lucro personal, en esta tipología podemos encontrar a los llamados mercenarios de información y al que algunos autores denominan el monetario.


Otro concepto de traficante de información seria: persona o personas que construyen informaciones falsas o tergiversadas sustentadas en hechos reales o ficticios, las cuales son suministradas a diferentes organismos de inteligencia o investigación judicial, con el propósito de obtener algún tipo de beneficio.


Es preciso concluir este artículo resaltando que, la inteligencia de fuentes humanas es una disciplina muy importante para cumplir el objeto principal de la investigación criminal, por consiguiente, para su correcta aplicación se requiere de investigadores y analistas competentes, con conocimientos en la materia y capacidades en pensamiento complejo (lateral, crítico y lógico); de ahí que en el próximo artículo se continuará con los pasos para incorporar fuentes humanas no formales a un proceso penal.


Bibliografía


CONGRESO DE LA REPÚBLICA DE COLOMBIA, Ley Estatutaria 1621 de 2013, Ley de Inteligencia

CONGRESO DE LA REPÚBLICA DE COLOMBIA, Ley 1097 de 2006, “Por la cual se regulan los gastos reservados.

CONGRESO DE LA REPÚBLICA DE COLOMBIA, Ley 906 de 2004 Código de Procedimiento Penal 2004

CONSEJO NACIONAL DE POLICÍA JUDICIAL. Acuerdo No. 002 de 2017, Manual Único de Policía Judicial Versión N.2, Bogotá D.C. 2018.

CORTE CONSTITUCIONAL, Sentencia C-156-16 de 6 de abril de 2016, MP Dra. María Victoria Calle Correa

CORTE CONSTITUCIONAL, Sentencia C-587-11 de 3 de agosto de 2011, MP Dr. Jorge Iván Palacio Palacio

CORTE CONSTITUCIONAL, Sentencia C-543-08 de 28 de mayo de 2008, MP Dr. Humberto Antonio Sierra Porto.

IBAÑEZ, PEINADO, José, Manejo de informantes y confidentes, 2020, recuperado de https://www.academia.edu/8135748/MANEJO_DE_INFORMANTES_Y_CONFIDENTES, 04-06-2020.

MINISTERIO DE JUSTICIA DE LOS ESTADO UNIDOS, Administración Antinarcóticos De Estados Unidos (DEA), Oficina De Capacitación de la, Sección de Capacitación Internacional, Guía de Sesiones para Obtener Información de Fuentes,2012.

MINISTERIO DE JUSTICIA DE LOS ESTADO UNIDOS, Buró Federal de Investigaciones, Oficina De Capacitación, Curso Práctico de Operaciones en Cubierta, Quantico, Virginia, 2013

MOLINA PEREZ, Teresa. Técnicas Especiales de Investigación del delito: el agente provocador, el agente infiltrado y figuras afines. Real centro universitario. San Lorenzo del Escorial.

ORGANIZACIÓN DE LAS NACIONES UNIDAS, Convención contra la Corrupción, Nueva York, 2004

ORGANIZACIÓN DE LAS NACIONES UNIDAS, Oficina del alto comisionado para los derechos humanos, Protocolo de Estambul, Manual para la investigación y documentación eficaces de la tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes. Nueva York y Ginebra, 2001

ORGANIZACIÓN DE LAS NACIONES UNIDAS, Convención Contra La Delincuencia Organizada Transnacional y Sus Protocolos, Palermo, 2000

ORGANIZACIÓN DE LAS NACIONES UNIDAS, Declaración sobre la Protección de todas las Personas contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes, 1975

POLICÍA NACIONAL DE COLOMBIA, Dirección de Inteligencia Policial, Estrategia Nacional de Administración de Fuentes Humanas, Bogotá, 2013

PAZ, M. Á. N., & LÓPEZ, G. G. Entrega vigilada, agente encubierto y agente provocador: análisis de medios de investigación en materia de tráfico de drogas. Anuario de derecho penal y ciencias penales, 2008.

QUIÑONEZ, Robert Ivám, Las fuentes humanas de la información, Autores Editores, 2012

1210 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo